INTRODUCCIÓN

La obra iniciada por los misioneros de la misión Río Orinoco y continuada por el liderazgo nacional, ya ha cumplido 101 años de operatividad en el oriente de Venezuela. Los propósitos y los métodos que aplicó la Misión Río Orinoco para la fundación y establecimiento de las iglesias son los siguientes:

El objeto de la misión es la evangelización del oriente de Venezuela como Dios puede dirigir, y el establecimiento de iglesias con auto-gobierno, auto-sostenimiento y auto-propagación.

Algunos de los métodos usados para acompañar este propósito son: servicios evangelísticos en capillas; aprovechar las oportunidades en los hogares o en cualquier lugar; evangelización de niños (una parte de la obra en la que la misión se ha especializado ampliamente); lancha evangelística; campañas en carpas; radiodifusión en las estaciones locales; ministerio de imprenta; tienda de libros (librería); distribución de tratados; clases de biblia y entrenamiento por maestros en las iglesias y el instituto bíblico las delicias…(Orinoco Outlook, pág, 5). También se desarrolló la escuela por correspondencia: Emaús.

Buena parte del liderazgo de la ASIGEO ha venido buscando y trazando el rumbo de la asociación en estos últimos 20 años. Por eso, desde el 1999 hasta el 2009 se trabajó con el tema de la iglesia que queremos sobre la base de las ocho (8) características de la iglesia bien establecida.

  • En 2009 se hizo un análisis organizacional y se determinaron las siguientes prioridades:

Debilidades

Escala: 1 – 5

  • la falta de documentación legal de las iglesias afiliadas

5

  • insuficiencia sobre el seguimiento a la implementación del modelo de “iglesia establecida” en las iglesias afiliadas.

5

  • falta de compromiso de la ASIGEO en muchas de las iglesias afiliadas

4

  • barreras comunicativas entre las iglesias miembros de ASIGEO

4

  • barreras comunicativas entre la ASIGEO y sus iglesias afiliadas.

4

  • la falta de una plataforma tecnológica adecuada que permita el ordenamiento y confluencia de los recursos educativos disponibles y otros en proceso de investigación y/o elaboración.

3

  • falta de proyectos estratégicos para el uso y administración de la villa evangélica.

3

Impacto: mayor rango: 5 rango medio: 4 menor rango: 2

  • Posteriormente, se presentó un plan rector: julio 2011-2016.

Primer año: se llamaría: Año de la reconstrucción de ASIGEO, y sería una etapa preparatoria hacia una acción concreta.

Segundo año: equipamiento de la ASIGEO. Se ubicarían todos los recursos necesarios para lograr el fortalecimiento ministerial.

Tercer año: Año de maduración. Se abren nuevos ministerios de trabajo mientras se mantiene y fortalecen los existentes.

Cuarto año: Año de la consolidación con todos los entes ministeriales involucrados plenamente en el cumplimiento de la misión-visión de ASIGEO.

Quinto año: Se llamaría el año de la celebración.

 

La agenda de la iglesia bien establecida quedó en la fase de pilotaje en la iglesia Dios es amor de Maturín.

Casi al final de este período, se efectuó la primera cumbre de pastores de ASIGEO para definir el nuevo rumbo de nuestra asociación, considerando el perfil bíblico de ASIGEO. (Caripe 5-7 de marzo del 2015).

Las conclusiones de esta cumbre fueron las siguientes:

1. revisar la estructura funcional-operativa de la organización.

2. actualizar la lista de iglesias miembros.

3. establecer las normativas internas de la organización.

4. revisar la postura doctrinal a fin de proteger la sana doctrina.

5. empoderar el liderazgo de relevo en la organización.

6. fijar posición en cuanto al rol de la mujer en las iglesias miembros.

7. revisar cuál es el sistema de gobierno más adecuado para las iglesias miembros.

Con respecto a la primera conclusión se revisó la estructura funcional-operativa de la organización y se produjeron los cambios necesarios aprobándose el acta de asamblea pertinente y se nombró la nueva junta directiva el 4 de marzo de 2017.

La nueva junta directiva estableció unos lineamientos generales del plan de trabajo para ser desarrollados en el periodo del 2017 al 2022. En este periodo de trabajo se ha realizado la celebración del primer centenario de ASIGEO y la primera convención de ASIGEO y 76 desde su fundación. En esta convención se lanzó el reto de la transformación de ASIGEO en el Siglo XXI

¿Qué es la transformación de ASIGEO en el Siglo XXI?

Son los cambios fundamentales necesarios que se deben operar en cada iglesia local para que se produzca la transformación de ASIGEO en el Siglo XXI conforme al modelo bíblico de la iglesia que Jesucristo quiere para sí mismo (ef.5:25b-27; 1:4)

¿Por qué es necesaria esta transformación?

En la mayoría de nuestras iglesias se observa una profunda debilidad en el crecimiento cualitativo y cuantitativo interno, y en la expansión del evangelio del reino de Dios en Venezuela y el mundo. (eclesial)

Muchas iglesias, históricamente pioneras del evangelio en el oriente de Venezuela, han experimentado un desmembramiento interno, produciéndose un decaimiento y estancamiento en su crecimiento.

Creyentes y líderes salen de las iglesias a fundar nuevas iglesias o a congregarse en otras, enemistados y profesando doctrinas diferentes a las que han recibido en su iglesia natal.

Líderes y pastores que no saben cómo canalizar las diferentes situaciones complejas que viven internamente. Cualquier estrategia misionera es válida en esos momentos.

Se adolece de un formato unificado de fundación de nuevas iglesias.

Hay diversidad en la forma del gobierno eclesiástico. (eclesial)

En la junta directiva hicimos una evaluación de la forma de gobierno de nuestras iglesias y encontramos varias: en unas iglesias la asamblea es la máxima autoridad, en otras, la junta pastoral o el cuerpo de ancianos. asimismo, en otras, el pastor es vitalicio, como en otras, la esposa del pastor es la pastora que manda más que el pastor; así como hay una pastora o pastoras que gobiernan; hay una iglesia donde los diáconos son los que gobiernan y el pastor está supeditado a ellos; no sé si han surgido los apóstoles y las apóstolas en nuestras iglesias.

El sistema congregacional es el que impera actualmente con algunas modificaciones. Son aquellas organizaciones e iglesias que están gobernadas por la asamblea general como máxima autoridad.

Aunque hay variantes en cuanto a este sistema. Una de ellas es aquella que funciona con un cuerpo de pastores o ancianos o con un solo pastor como máxima autoridad y la congregación es solamente consultada sin ningún poder determinante.

Otra variante es la que plantea la participación genuina y deliberante de la congregación y el ejercicio autoritativo de los líderes gobernantes. Se busca establecer un equilibrio entre la participación real de la congregación y el cuerpo gobernante de la misma. Como lo expresa kostenberger (2008):

Parece, sin embargo, que ni una jerarquía estricta ni un modelo congregacional completo están en completo acuerdo con las enseñanzas del nuevo testamento, el cual pareciera estar a favor de una combinación de liderazgo autoritativo y una participación congregacional genuina. Pero si uno resuelve el asunto del gobierno eclesiástico, hay implicaciones prácticas importantes para la vida de la iglesia y el ministerio de los creyentes en forma individual” (pag.3).

Siempre existe la tendencia de que una estructura rígida e inflexible degenere en un autoritarismo peligroso que para lograr sus objetivos se imponga a la fuerza.

Pero también, la estructura deficiente e informal produce confusión y conflictos entre los integrantes de esa organización trayendo como consecuencia anarquía y fracaso. Es necesario adoptar una estructura que sea eficiente, sana y equilibrada para que se logren las metas organizacionales.

La ASIGEO está formada por iglesias congregacionalistas que reconocen su autonomía e independencia interna y no aceptan la existencia de un ente organizacional externo que intervenga directamente en todos sus asuntos. Por esta causa existe una fuerte deficiencia en la identidad, compromiso y sentido de pertenencia organizacional.

Los líderes de la asociación no pueden intervenir en ninguno de los problemas internos a menos que se le pida, mientras tanto, las situaciones se agravan con el tiempo.

Los líderes organizacionales no constituyen a los pastores o ancianos en cada iglesia local. En un tiempo atrás existía el concilio de ASIGEO que evaluaba a los candidatos al pastorado de las iglesias. Hoy no se hace así.

En teoría reconocemos que el liderazgo plural debe ser el modelo bíblico de liderazgo en cada iglesia local, pero en la práctica todavía se sigue aplicando el modelo del mono-pastoreo y el sistema congregacional donde la asamblea es la máxima autoridad y el pastor es un empleado asalariado.

Sin embargo, ahora existe una tendencia de pastores que son la máxima autoridad y la imponen sin derecho a réplica.

Algunas mujeres cristianas de nuestras iglesias están sufriendo en silencio por el silencio impuesto, porque las están discriminando en su funcionalidad.

No hay uniformidad doctrinal y de prácticas litúrgicas entre nosotros. (eclesial)

Existe una diversidad de tendencias doctrinales y prácticas ceremoniales en nuestras iglesias: unos defienden la doctrina dispensacional, otros se enfocan en la doctrina reformada, algunos imitan el culto pentecostal, otros combinan lo pentecostal con lo neo-pentecostal, otros se mantienen conservadores. Diversidad litúrgica: tradicional; pentecostal-tradicional; pentecostal; tradicional-pentecostal y neo-pentecostal.

Persiste la actitud de autonomía en muchos pastores de nuestras iglesias que se evidencia en la escasa o nula identidad, integración y participación en las actividades programadas por la junta directiva y los ministerios de la asociación. No se informa, ni se motiva, mucho menos se organiza a los creyentes para que participen en estas actividades. (pastoral)

Esta autonomía de la iglesia local se constata también en el desacato de las decisiones emanadas de la asamblea de asociados en convención, considerándolas solamente como sugerencias y no como resoluciones que deben ser ejecutadas.

Existe resistencia en la contribución financiera para la operatividad de la asociación. No fuimos enseñados a dar generosamente como los creyentes de macedonia sino a dar escasamente como los creyentes de corinto.

Se mantiene la idea de que el siervo del señor debe vivir por fe, lo cual es bíblica, pero esto es usado como una excusa para evadir la responsabilidad de sostener dignamente a estos siervos que trabajan en pro de la iglesia y de la asociación de iglesias. (eclesial).

No se cuenta con un personal que dedique un tiempo determinado para atender todos los asuntos de la asociación. (organizacional).

Cada uno de los directivos de la asociación está comprometido con sus iglesias, ministerios particulares y familias. En la mayoría de los casos hay disposición, pero no hay disponibilidad para hacer el trabajo. Así que, el poco tiempo que se dispone es insuficiente para cubrir con éxito las demandas de la organización.

Insuficiencia en la formación del liderazgo generacional. (eclesial—organizacional)

Deficiencia en la organización interna de muchas iglesias. (eclesial)

Deficiencia en la relación de sana interdependencia entre nuestras iglesias. (eclesial-organizacional)

Desarticulación entre los ministerios de la asociación. cada ministerio trabaja independientemente de los otros. (ministerial)

Descuido y abandono en el mantenimiento y proyección de las propiedades de la asociación: villa evangélica y edificio sede de la asociación. (eclesial-organizacional)

Insuficiencia en la comunicación entre las iglesias y entre los líderes de la organización con las mismas. (eclesial-organizacional)

Deficiencia en la regionalización (eclesial-organizacional)

Indefinición en cuanto a la participación ministerial de la mujer en la iglesia. (eclesial)

Este es el panorama que tenemos en las iglesias evangélicas actualmente.

En muchas iglesias se mantiene un esquema cerrado en cuanto a la participación ministerial de las mujeres. Siguen el formato de la iglesia en corinto donde la mujer debía callar en la congregación. Se coloca en el recinto del culto un letrero y se le recuerda a la mujer que debe guardar silencio. Todos los demás hablan menos la mujer. Si ella quiere aprender algo debe hacerlo en su casa y ser enseñada por su esposo. Aún, la mujer no debe realizar el culto familiar sin la presencia de su esposo. Este es el modelo corintiano tipo mordaza total. (1cor.14:33/35).

El otro extremo es aquel que permite abiertamente que la mujer gobierne a la iglesia. Ellos apelan al principio de la igualdad en cuanto a la posición en cristo. Todos somos uno en cristo y ya no hay judío ni griego, esclavo ni libre, varón ni mujer. (gal.3:28). Así que, hay pastoras, apóstolas, presbíteras…

Otra regla que se está aplicando es la que no permite que la mujer enseñe al hombre en la iglesia basada en 1era a timoteo 2:12. La mujer puede enseñar a los niños, adolescentes y mujeres, pero no a los hombres, ni en la iglesia ni en el hogar, dicen ellos.

Otras iglesias permiten que la mujer ocupe puestos de liderazgo, que enseñen en la escuela dominical, pero no permiten que predique en el púlpito. Conservan todavía la división del templo en el lugar santo y el santísimo. Aunque últimamente, hay iglesias donde la mujer predica desde el púlpito.

Desconocimiento de la historia y la operatividad de la ASIGEO por parte de las nuevas generaciones de creyentes en nuestras iglesias. (eclesial-organizacional)

En algunos pastores y líderes existe todavía resentimientos y prejuicios contra la dirigencia de la asociación debido al mal manejo de ciertos problemas en el pasado. (pastoral-organizacional) algunas iglesias se separaron definitivamente de ASIGEO y otras se mantienen, pero apáticas y distanciadas.

Queja en cuanto a la atención mutua entre los directivos de la asociación y algunas iglesias. (eclesial—organizacional)

Las iglesias, por medio de sus pastores, líderes y miembros, se quejan de que no son visitadas ni atendidas en sus necesidades o problemas por parte de ASIGEO, refiriéndose a la directiva o en su defecto al presidente de la misma. Esto genera insatisfacción, frustración, desánimo y separación.

Por su parte, los directivos se quejan de que no disponen de los recursos financieros necesarios para visitar a todas las iglesias y para realizar el trabajo durante el mandato respectivo.

A esto se añade el problema que se le presenta a los directivos con sus propias iglesias con respecto a que estas exigen a sus pastores que son directivos de la asociación la atención requerida. Algunas colocan a su pastor o líder en el dilema de servir a la asociación o servir a la iglesia porque no se puede servir a las dos simultáneamente, aunque estamos sirviendo al mismo Dios y señor de todos.

Existe resistencia en la contribución financiera para la operatividad de la asociación. (eclesial) no fuimos enseñados a dar generosamente como los creyentes de macedonia sino a dar escasamente como los creyentes de corinto.

En sentido general, hay una sensación de incertidumbre con respecto al rumbo de ASIGEO.

¡¡Definitivamente, es urgente la transformación de ASIGEO en este Siglo XXI!!

¿Cuáles son los cambios que se deben operar para que se produzca esta transformación en ASIGEO?

Desarrollar la tarea misionera de manera unida y bien organizada, ejecutando el proyecto de cooperación misionera entre las iglesias.

Implementar una estrategia unificada de fundación de nuevas iglesias en toda Venezuela.

Desarrollar una estrategia financiera efectiva para el sostenimiento administrativo y operacional de ASIGEO.

Mantener la identidad, la unidad y la participación permanente de todos los miembros de la asociación de iglesias.

Sostener dignamente a los siervos que trabajan en la asociación de iglesias.

Construir la sana interdependencia entre las iglesias.

Perfeccionar la plataforma comunicacional en ASIGEO.

Reconocer dignamente el trabajo ministerial de los siervos del señor en cada iglesia local.

Aplicar el modelo bíblico de gobierno en cada iglesia local.

Unificar la doctrina y las prácticas ceremoniales y culticas.

Acatar todas las decisiones que se tomen en la asamblea de asociados, conforme a la reglamentación establecida.

Desarrollar un plan interno e inter-iglesias para la formación permanente del liderazgo generacional.

Organizar bien a cada iglesia local conforme al modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere para sí mismo.

Ejecutar un proyecto de mantenimiento permanente y de uso ministerial en las propiedades: villa evangélica y casa en puerto la cruz.

Consolidar una estructura regional eficaz con las iglesias locales que impulse el modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere.

Establecer, bíblicamente, la participación ministerial de la mujer en la iglesia.

Desarrollar una estrategia informativa permanente en cada iglesia de la asociación sobre la historia y la operatividad de la misma.

Articular todos los ministerios para que trabajen conforme al modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere para sí mismo. Hay que revisar y reglamentar todos los ministerios etarios: niños, pre y adolescentes, jóvenes, mujeres y hombres.

Propiciar la reconciliación entre los líderes de la asociación que presentan problemas con la comunión fraternal, de manera que sean sanadas las heridas del pasado.

Aprender a dar generosamente para el sostenimiento de la obra del señor.

Diseñar y desarrollar el proyecto con respecto a la transformación de ASIGEO en este Siglo XXI. El proyecto que se elabore debe ser aceptado por cada iglesia de la asociación y ejecutado de forma permanente y sistemáticamente por cada junta directiva que se nombre. Solamente, la asamblea en convención podrá revisar y modificar este plan del Siglo XXI.

¿Qué debemos hacer para iniciar esta transformación?

Planificar cada uno de los objetivos conforme a las Áreas previamente determinadas: Área eclesial, organizacional, pastoral y ministerial. (Corto y mediano plazo)

Evaluar las fortalezas y las potencialidades espirituales que tenemos tanto en recursos humanos, materiales, tecnológicos y financieros en nuestras iglesias.

Evaluar los planes que se están desarrollando conforme al concepto de iglesia establecida, de la iglesia que Venezuela necesita, de la Iglesia Madura y de la iglesia saludable (9 marcas).

Impulsar la transformación espiritual integral de ASIGEO en el Siglo XXI, construyendo el modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere, de acuerdo con el diseño eclesial que ha sido revelado en las sagradas escrituras a fin de que se produzca la transformación espiritual integral de ASIGEO en el Siglo XXI. (largo plazo)

Objetivos específicos

Fijar bíblicamente el modelo de la iglesia que Dios quiere para sí mismo.

Detallar el proyecto universal de Dios.

Describir el fundamento de la iglesia.

Identificar la naturaleza de la iglesia.

Establecer la misión integral de la iglesia.

Determinar la organización de la iglesia

Trazar el proceso de crecimiento espiritual de la iglesia.

Elaborar el programa integral y permanente que debe ejecutar cada iglesia local según el modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere.

Desarrollar en cada iglesia local de ASIGEO el modelo bíblico de la iglesia que Dios quiere a fin de que se produzca la transformación espiritual integral en ASIGEO en el Siglo XXI.

Plan de trabajo de la junta directiva (2020-2022)

En este proceso de la transformación de ASIGEO en el Siglo XXI, es prioritario enfocarse en la doctrina, en la organización de la asociación y en la organización bíblica de cada iglesia local.

Tenemos un “entuerto” en la doctrina y en las practicas litúrgicas, así como, en la organización interna de cada iglesia local. Esto se llama: el libertinaje de la fe, en el campo doctrinal y organizacional.

La autonomía que algunas iglesias locales practican por medio de sus pastores y líderes ha degenerado en anarquía, desorden, falta de identidad, de compromiso y de participación a nivel de la asociación de iglesias.

Cada quien es autónomo para organizarse como quiere o le parece. Cada quien tiene sus prácticas litúrgicas que le gusta o que imita de otras tendencias religiosas, especialmente, pentecostales y neo-pentecostales.

¿Qué debemos hacer?

En el lapso de estos dos años de trabajo nos dedicaremos fundamentalmente a lograr los siguientes objetivos:

  1. Perfeccionar la organización de la asociación, consolidando la regionalización, direccionando a todos los ministerios, integrando a todos los pastores y líderes de cada iglesia local y ajustando la operatividad organizativa, a fin de que todos trabajemos unidos, desarrollando la misión integral de la iglesia de cristo.

  2. Revisar y ajustar la doctrina conforme a las sagradas escrituras, aplicando las reglas hermenéuticas necesarias, sanas y adecuadas al texto bíblico, con el fin de fijar los principios bíblicos esenciales, de modo que todos nos identifiquemos y enseñemos los mismos aspectos doctrinales y de prácticas litúrgicas.

  3. Organizar bien a cada iglesia local, estableciendo el modelo bíblico de la iglesia de cristo, a fin de que crezca integralmente conforme a la imagen de cristo para la gloria de Dios.

¿Cuáles son las principales amenazas para el cumplimiento de estos objetivos?

  1. Indisposición e indisponibilidad de los miembros de la junta directiva.

  2. Resistencia, indiferencia y bloqueo de los pastores y líderes de algunas iglesias, y también de algunos directivos de los diferentes ministerios, a los cambios requeridos.

  3. Falta de los recursos financieros necesarios para cubrir los gastos operativos de la junta directiva.

  4. Falta de hospitalidad por parte de algunas iglesias locales.

  5. El estatismo legal de las iglesias con respecto a su organización interna que ha sido conformado a las leyes venezolanas como una asociación civil.

Aquí manda más el acta constitutiva y sus reglamentos que la misma palabra de Dios. (Estatismo: tendencia que exalta la plenitud del poder y preeminencia del estado sobre los diferentes órdenes y entidades. ( drae, pág.562)

  1. La autonomía de la iglesia basada en el enfoque del gobierno de la iglesia local.

¿Qué debemos hacer para eliminar estas amenazas?

    1. En cuanto a los miembros de la junta directiva:

    1. En cuanto a los pastores y líderes de las iglesias locales:

    1. Con respecto a los directivos de los diferentes ministerios:

    1. Sobre los recursos financieros necesarios:

    1. Tocante a la hospitalidad de las iglesias:

    1. En cuanto al estatismo legal de las iglesias:

    1. En función de la autonomía de la Iglesia local:

¿Qué fortalezas tenemos para el logro de los objetivos planteados?

  1. Hay muchas iglesias que están dispuestas y disponibles para seguir trabajando juntas en la asociación.

  1. Existen algunas iglesias que últimamente se han incorporado a la operatividad de la asociación.

  1. Hay muchos pastores y líderes que se identifican con la asociación y expresan su deseo de seguir juntos, apoyando los diferentes planes de la misma.

  1. Tenemos un cuerpo de pastores en formación quienes serán el relevo del liderazgo actual.

  1. Los diferentes ministerios están desarrollando el trabajo ministerial según su área.

  1. Tenemos un sistema de comunicación que está en el proceso de su perfeccionamiento.

  1. Todas nuestras iglesias están activas, desarrollando sus planes anuales.

  1. Contamos con programas educativos bíblicos sólidos para la formación del liderazgo y el crecimiento de la iglesia local.

  1. Disponemos de una infraestructura adecuada para la realización de las diferentes actividades de la asociación.

Planificación según los objetivos trazados

  1. Perfeccionar la organización de la asociación, consolidando la regionalización, direccionando a todos los ministerios, integrando a todos los pastores y líderes de cada iglesia local y ajustando la operatividad organizativa, a fin de que todos trabajemos unidos, desarrollando la misión integral de la iglesia de cristo.

¿Cómo vamos a perfeccionar la organización de la asociación?

1.1 Consolidando la regionalización (Paulo Guerra)

¿Qué debemos hacer para consolidar la regionalización?

Revisar y adecuar la reglamentación de la regionalización.

¿Por qué? ¿Cuándo? ¿Quiénes? ¿Dónde?

Instruir y acreditar a todos los coordinadores y promotores locales, conforme a la reglamentación de las regiones.

¿Quiénes instruirán? ¿A quiénes se instruirá y acreditará? ¿Cuándo? ¿Dónde? ¿Cuál será el programa de entrenamiento? ¿Cuánto tiempo durará el entrenamiento? ¿Qué material didáctico se necesitará? ¿Qué recursos y equipos se requieren? ¿Cuánto costará el entrenamiento? ¿Quiénes se encargarán de la logística para el entrenamiento?

Organizar las regiones que faltan.

Evaluar y supervisar periódicamente a las regiones.

1.2 Direccionando a todos los ministerios (Renso Bello)

¿Qué debemos hacer para direccionar a todos los ministerios?

1.3 Integrando a todos los pastores y líderes de cada iglesia local (José Tomedez)

¿Qué debemos hacer para integrar a todos los pastores y líderes de nuestras iglesias?

Redimensionar el cuerpo de pastores, creando el Concilio Pastoral de ASIGEO.

1.4 Ajustando la operatividad organizativa de la asociación (Junta Directiva)

¿Qué debemos hacer para ajustar la operatividad de la asociación?

Elaborar el reglamento interno de la asociación.

Evaluar anualmente la operatividad y realizar los ajustes organizativos pertinentes conforme a la realidad de la asociación.

Registrar legalmente los ajustes que se hayan realizado, previa consideración y autorización de la asamblea general de ASIGEO.


Tema desarrollado en el marco de la 2da. CONVENCIÓN DEL 2do. CENTENARIO DE LA OBRA MISIONERA EN EL ORIENTE DE VENEZUELA | Caripe, 8 al 10 de Enero del 2020

Compartir

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *